Criaturas del amancer

Como quien vuela alto
sobre las nubes negras,
observamos el mundo, buscando
palabras que le vistieran.
El despertar de la vida, fue cuando
aun el sol dormía tras las esferas,
y otros astros se acercaban, flotando
esperando el comienzo de una era.

Así en la oscuridad durmieron
durante milenios, perezosas
criaturas que gobernaron desiertos
y vientos. Tierras baldías y rocosas.
El mundo fue así, perpetuo invierno.
Palabras abatidas en una fosa.
Así fue todo antes del tiempo,
poesía volando entre las sombras.

Algunas veces, en la noche
en tu cabeza se forman cuentos,
hacen a tu corazón pararse, se encoge,
narran historias de vivos y muertos.
Lejano sonido, prehistórico acorde
hielos que arden como lenguas de fuego,
te empujan al límite, te arrastran al borde
y nadie dejó escrito lo que pasaría luego.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *